Carmen de Burgos, la primera reportera de guerra

Firma de Carmen de Burgos

Carmen de Burgos fue una periodista, escritora y activista de los derechos de las
mujeres que vivió entre 1867 y 1932

Conocida como Colombine firmó numerosas crónicas en periódicos, novelas cortas, cuentos, ensayos y libros de viajes, dirigió su propia revista y recorrió Europa y varios países de América como conferenciante, además de ser maestra por oposición.

Su origen no se puede calificar de humilde ya que sus padres, aunque de diferentes clases sociales, eran ricos propietarios en el momento de su unión y además fue criada en un ambiente de tolerancia y libertad. Aun así la norma de la época dictaba una educación orientada al matrimonio, por ello en 1882 después de un breve noviazgo se casa con Arturo Álvarez Bustos, con quien tuvo un matrimonio desgraciado.

Carmen de Burgos y Seguí

Sin embargo, este matrimonio, también le sirvió para empezar a trabajar en “Almería bufa” periódico satírico que dirigía su suegro. Comienza aquí su primera relación con el periodismo y un nuevo horizonte ante sus ojos. En 1901 a pesar del escándalo previsible abandona a su marido y se traslada a Madrid con su hija.

Con sus primeros escritos logra abrirse un hueco en el periodismo nacional de manera que en 1902 entra a formar parte de la plantilla del Diario Universal, convirtiéndose en la primera mujer en ser redactora de periódico de manera oficial. Los primeros escritos eran “para la mujer” pero poco a poco fue trasladando su interés a la crónica política.

Fruto de su actividad periodística fue “El divorcio en España” (1904) que recoge su campaña en favor de ese derecho, donde traslada las opiniones a personas de mayor autoridad como Unamuno o Blasco Ibañez

Otro hito reseñable fue su traslado a Marruecos en 1909 para cubrir la campaña de militar, lo que la convirtió también en la primera mujer reportera de guerra de España. Sus crónicas nos han llegado refundidas en un relato (“En la guerra”) que publicó en “El cuento semanal” en el que bajo un relato de corte romántico y tradicional, para esquivar la censura, nos muestra una visión realista de la vida en el lugar, las penalidades de la tropa y los desastres de la guerra.

Ilustración de Agustín para "El cuento semanal"

Ilustración de Agustín para "El cuento semanal"

 

También fue la primera mujer que dirigió una publicación, en este caso “La revista crítica” cuyo lema era Arte y Libertad, aunque solo durase ocho números.

Sin duda es necesario reseñar su actividad política dentro del feminismo. Sus inicios dentro de este movimiento fueron bastante tibios, según palabras de algunas autoras. Unos inicios moderados donde se aprecian claramente las contradicciones, producto  de la necesidad de no escandalizar a editores y lectores de los que dependía su sustento, y de su ideario inicial de reformismo moderado. Progresivamente Carmen de Burgos va adquiriendo un ideario plenamente feminista, y una concienciación política el ámbito del republicanismo radical socialista. Resultado de ello es su intervención en el Congreso defendiendo el voto de las mujeres y colocándose así al frente del movimiento sufragista en España (1921). “La mujer moderna y sus derechos”  (1927) es su obra más sólida y que anticipa ya muchos de los argumentos que irán formándose a lo largo del siglo venidero.

Carmen de Burgos fallece en 1935, y a pesar de su intensa actividad y enorme producción como periodista, su nombre fue perseguido obsesivamente por la censura franquista desde el primer momento, hasta hacerlo casi desaparecer de bibliotecas y librerías.

 

Para saber más:

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos personalizados. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta su uso, pulse aquí para más información.

Cerrar
Subir Bajar